Porlamar
19 de septiembre de 2018





EL TIEMPO EN MARGARITA 28°C






Responsabilidad es el primer paso para el turismo sustentable
El presidente del Consejo Superior de Turismo (Conseturismo), Jesús Irausquín, resaltó la necesidad de consumir esa industria de manera responsable e impactar de manera positiva las zonas y personas visitadas.
Dexcy Guédez | @dexcyguedez

Foto: ARCHIVO

Jesús Irausquín, presidente del Consejo Superior de Turismo (Conseturismo). / Foto: ARCHIVO

7 May, 2018 | Para el presidente del Consejo Superior de Turismo (Conseturismo), Jesús Irausquín, para hablar de turismo sostenible y sustentable, es obligatorio partir de la diferenciación que existe entre ambos conceptos.

Explica que por un lado, el desarrollo sustentable pretende satisfacer las necesidades actuales de los individuos de la tierra, sin comprometer los recursos que necesitarán las generaciones futuras, en tanto que el desarrollo sostenible se basa en un desarrollo autónomo, es decir, que se mantiene naturalmente sin intervención externa y sin afectar tampoco los recursos naturales del planeta.

"Para algunos, dentro de los cuales me encuentro, vienen a representar lo mismo al final", expresó Irausquín.

Definió que el turismo sostenible es aquella actividad turística respetuosa con el medio natural, cultural y social, y con los valores de una comunidad, que permite disfrutar de un positivo intercambio de experiencia entre residentes y visitantes.

Se caracteriza porque la relación entre el turista y la comunidad es justa y los beneficios de la actividad son repartidos de forma equitativa, y los visitantes tienen una actitud verdaderamente participativa en su experiencia de viaje.

"Es el turismo que tiene plenamente en cuenta las repercusiones actuales y futuras, económicas, sociales y medioambientales para satisfacer las necesidades de los visitantes, de la industria, del entorno y de las comunidades anfitrionas", indicó.

El primer paso

El turismo responsable es el primer paso hacia el turismo sustentable. Esto permite aprender y adoptar poco a poco prácticas responsables, convencidos por la necesidad de consumir el turismo de manera responsable e impactar de manera positiva las zonas y personas visitadas durante la experiencia turística que son transferibles a la vida cotidiana.

En el caso de Nueva Esparta, esa simbiosis se comienza a dar cada vez más, lo que demuestra el alto grado de responsabilidad social de nuestros empresarios con ejemplos muy exitosos, como es el caso de Margarita Gastronómica, que incluye y amalgama a todos los actores del quehacer turístico en el estado, permitiendo la participación, el emprendimiento y la incorporación de las comunidades al producto turístico.

En el ámbito de la hotelería, considera al Margarita Wyndham como un claro ejemplo de lo que es turismo sostenible y sustentable, con unas prácticas que le han valido el reconocimiento tanto en el ámbito nacional como internacional.

"Esta experiencia demuestra los conceptos que explicaba anteriormente. Respeto por el medioambiente, bienestar colectivo, conectada e impactando a la cultura, los valores, las tradiciones y activos arquitectónicos de las comunidades anfitrionas".

El presidente de Conseturismo insistió en que esa experiencia en el área hotelera facilita una justa distribución de los recursos económicos generados por la actividad turística, para contribuir con la reducción de la pobreza y promover el progreso del entorno.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES