Porlamar
21 de septiembre de 2019





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






Vicepresidente El Aissami calificó de infame acusaciones de gobierno de EEUU
El funcionario venezolano rechazó la acusación publicada por autoridades estadounidenses donde lo vinculan con el narcotráfico
AVN

Foto: CORTESÍA

Tareck El Aissami / Foto: CORTESÍA

1 Ago, 2019 | El vicepresidente para el Área Económica, Tareck El Aissami, aseveró este miércoles que los recientes ataques imperiales no impedirá que Venezuela siga su curso en la lucha para consolidar su soberanía e independencia.

"No podrán detener el curso irreversible y la voluntad firme del pueblo venezolano a ser una potencia, un país libre y soberano. Acúsenos de lo que les de la gana, sigamos construyendo el sueño de bolívar, de la patria, sigamos el ejemplo del Caroní, así de grande empujando los tiempos futuros hacia la independencia definitiva", expresó El Aissami en un video publicado en su cuenta en la red social Twitter.

Desde la Central Hidroeléctrica Simón Bolívar, ubicada en el estado Bolívar, El Aissami ratificó la lealtad del pueblo venezolano a la historia y a la construcción del socialismo, basado en los ideales del Libertador, Simón Bolívar y rescatados por el comandante Hugo Chávez, desde su llegada al poder en 1999.

"Hoy hemos conocido de nuevo una nueva y pretendida agresión infame, canallada del imperialismo. Le respondemos con la fuerza del Caroní, indetenible, inquebrantable, leales con nuestra historia, con nuestro comandante Chávez, con nuestro pueblo y leales con nuestro presidente Nicolás Maduro", recalcó el también ministro para Industrias y Producción Nacional.

El gobierno de Estados Unidos (EEUU), incluyó este miércoles a El Aissami en una lista de "los más buscados" por su gobierno, por presunto narcotráfico, a pesar de que durante su gestión como ministro del Relaciones Interiores y Justicia, el vicepresidente para el Área Económica ejecutó políticas de lucha contra este crimen. Producto de ellas se logró la captura de 102 narcotraficantes, de los cuales 21 fueron entregados a la nación norteamericana y 30 a Colombia.

Desde entonces, no ha cesado la escalada de acusaciones por parte del Gobierno norteamericano. En 2017, el gobierno estadounidense pretendió vincularlo con el narcotráfico, a pesar de que EEUU es uno de los países con mayor consumo de drogas en la región, y ha insistido en pretender vincular a Venezuela con estos delitos desde 2005.

En esa fecha, Venezuela rompió soberanamente relaciones con la oficina de Administración Federal de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés), tras comprobarse que servía de fachada para el espionaje y era utilizada "para, incluso, apoyar al narcotráfico", tal como reveló el entonces presidente, Hugo Chávez.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES