Porlamar
20 de julio de 2019





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






Juegos que traspasan límites en la internet son un peligro latente para niños y jóvenes
Los riesgos a los que se exponen los pequeños y adolescentes son evidentes por el uso libre de las redes sociales sin supervisión o monitoreo. Los cambios conductuales en los hijos son un motivo de alerta y requieren la atención directa tanto de padres como de los docentes.
Martha León | @LeonMartik

Foto: ARCHIVO

Ejercer la supervisión y monitoreo de las redes sociales se recomienda a los padres, para evitar así conductas negativas. / Foto: ARCHIVO

9 Abr, 2019 | Los juegos por internet o inclusive por whatsapp a los cuales se ven expuestos niños y adolescentes requiere de la supervisión, orientación y monitoreo de los padres, por ser esta la etapa de vulnerabilidad, en la que con un simple mensaje, se puede afectar la salud física y emocional de los menores.

Algunos de esos juegos en las redes sociales sobrepasan los límites, tales como la Ballena Azul, El Ahorcado y El Momo, en el que pueden quedar atrapados niños y jóvenes sensibles, al punto de tentarles a perjudicar sus vidas a través de una serie de desafíos, porque una vez iniciado el juego es difícil salir, siendo el último reto quitarse la vida.

Ante el reciente caso ocurrido en la región es necesario alertar a los niños, adolescentes y jóvenes, explicarles los peligros y el porqué de la supervisión por parte de sus padres.
Stephani Salazar de 17 años, mencionó que si ha escuchado de esos juegos en los que conocen a personas y pueden conseguir información, pero nunca los ha jugado, porque no le interesa. Además dijo que en su casa no existe ningún tipo de seguimiento o monitoreo en cuanto al uso del internet, “sin embargo creo que debe haberlo para los más pequeños, porque por curiosidad pueden desviarse y caer en esos juegos”, acotó.

Erick Gangoo, de 15 años, comentó que en su caso si tiene restricciones y ha observado que en ocasiones hay personas extrañas que solicitan ser sus amigos, pero como tiene supervisión de sus padres de no aceptar a personas que no conoce, solo acepta a familiares y amigos.

“Sinceramente lo he tomado en cuenta porque he visto cosas que han pasado a niños, como el niño que fue retado a jugar el juego El Momo, creo que los niños no deben jugar ese tipo de juego, porque no saben que les va a pasar”.

“Los padres en ese tipo de cosas deben tener un control, porque esos juegos de retos, son malos “, agregó.

La joven Gabriela Figueroa, de 16 años, recalcó que debe haber una supervisión o control de los padres, porque los niños o jóvenes lo ven como un simple juego y no saben lo que están haciendo en sí y puede que los lleve a circunstancias negativas. “Pienso que si se puede dar un poco de libertad, pero explicando bien lo que hay que hacer, lo que es bueno a malo, de manera que puedan manejar las cosas”.

Comentó que en su caso no hay una supervisión por parte de sus padres, porque le han explicado mucho las cosas, lo que está bien y no y confían en ella.

Kevin Gangoo, de 15 años, puntualizó que los padres deben tener un control sobre los juegos de reto, orientar a los jóvenes sobre lo negativo que pueden ser. “Creo que los padres deben explicar qué cosas pueden hacer en el internet, o que cosas pueden ver y que no. En una ocasión me invitaron a jugar, pero les dije que no y ya”.

Por su parte Marian Arenas, de 15 años, pronunció que en cualquier tipo de juego o actividad los padres deben estar presentes, porque el internet da libertad a todo y no limita páginas, por eso los padres deben estar pendientes de lo que hacen o dejan hacer.

“En mi caso si hay el monitoreo, mi mamá conoce mis claves y no existe ningún secreto ni desconfianza. Creo que ante todo los padres deben plantear una buena relación de amistad y confianza con sus hijos, para que no recurran a sus amigos quienes no tienen la madurez necesaria para orientarlos”.

El psicólogo y jefe de departamento de bienestar estudiantil del Instituto Nueva Esparta, Cristian Arrieta, resaltó que las redes sociales son herramientas poderosas y positivas para el ser humano, pero también tienen riesgos y peligros, debido a que a través de ellos se contactan personas desconocidas, que pueden ser adultos, abriéndose un portal a muchos peligros como tratas de blanca, secuestro, consumo de drogas, sexualidad infantil, entre otras que con mayor fuerza se cuelan en las redes sociales.

Los padres deben supervisar el uso de esas redes, manejando las claves de esas cuentas para poder monitorear que está viendo, además la computadora, la tableta, o celular debe estar ubicados en sitios visibles en la cual el padre pueda observar que están viendo o haciendo, notar cualquier movimiento sospechoso, o sentir curiosidad por saber con quién conversa, qué cosas está viendo su hijo.

Arrieta también enunció que el padre debe alertar al hijo a cerca de aceptar invitaciones de personas que no conoce, no hablar con personas extrañas porque las redes sociales a su edad deben ser para la familia, amigos de la familia y compañeros de estudio.
A su vez dijo que se debe alertar al joven de no contestar llamadas de números desconocidos.

Por otra parte el especialista informó que en la institución educativa, al presentarse un juego de retos del momento, se indaga con los grupos para saber que conocimiento o experiencias tienen, para luego alertarlos. Además de hablar con los padres y mantener el contacto con los profesores guías, para que todos estén pendiente de cuáles son las modas y culturas del adolescente.

La representante María Alejandra Anee, expresó que su hija de 9 años es monitoreada, y le han hablado y explicado sobre el reciente caso de la muerte de un niño por participar en un juego de retos, porque cree que ellos están más informados. “Pienso que la educación debe estar a nivel de padres, porque muchos dejamos el uso de las redes sociales sin supervisión”. Considera además importante cultivar la comunicación con los hijos.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES