Porlamar
12 de noviembre de 2018





EL TIEMPO EN MARGARITA 27°C






Las mil caras del ego
El reconocimiento, la alabanza, la admiración, o sencillamente lograr que se reconozca la existencia de uno.
Julio Machillanda julionuevaera@hotmail.com

9 Sep, 2018 | Cuando el ego necesita algo, asume miles de roles y actuaciones para satisfacerse, muchas veces tan sutiles que es imposible darse cuenta, y así comienzan a formar parte de la personalidad, estos roles pueden ir desde la humildad a la víctima, que son de los más frecuentes y difícil de detectar.

Empecemos por algunas de las caras más frecuentes del ego.

El reconocimiento, la alabanza, la admiración, o sencillamente lograr que se reconozca la existencia de uno

La persona tímida , le da miedo despertar la atención de los demás, podríamos decir que carece de ese ego de llamar la atención, pero tiene un ego ambivalente que teme y a la vez desea la atención de los demás. El temor radica que al llamar la atención, obtenga como resultado la desaprobación o critica. Así el temor de recibir la atención es mayor que la necesidad de tenerla. La timidez suele ir de la mano de un concepto negativo de uno mismo. Toda noción conceptual de verse así mismo de tal o cual manera es ego, trátese de un concepto positivo (soy el mejor) o negativo (no sirvo para nada). Detrás de todo concepto positivo de uno mismo está el temor de no ser lo suficientemente bueno. Detrás de todo concepto negativo de uno mismo se oculta el deseo de ser el mejor de todos.

Detrás de la sensación de superioridad, está el temor inconsciente de la inferioridad. Y al revés el tímido que se siente inferior, tiene un fuerte deseo de ser superior.

MALVADO, VICTIMA, AMANTE

Algunos egos, cuando no logran atención positiva, buscan la atención negativa, provocando reacciones negativas de otras personas, algunos niños se comportan mal para atraer la atención de los padres.

Uno de los personajes representados con mayor frecuencia es el de víctima, el cual busca la compasión de los demás con sus problemas, y no desean poner fin a su situación, porque son parte de su identidad.

Cuando el ego fracasa se convierte en ira, esto es frecuente en las parejas.

Identifica tu rol.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES