Porlamar
25 de septiembre de 2018





EL TIEMPO EN MARGARITA 27°C






Uruguay 30: José Nasazzi, "un Mariscal"
A partir de hoy ofrecemos un trabajo biográfico de cada uno de los capitanes que han tenido la honra de ser el primer hombre en levantar la copa en un título para su país. Nuestra primera entrega es con el defensor y líder de la garra charrúa en el Mundial de 1930. ¿Quién la alzará en Rusia 2018?
Jesús Enrique Leal | @JesusELealO

Foto: CORTESÍA FIFA

En la gráfica, Nasazzi (izq.) participa en el sorteo de la Final de 1930 con Luis Monti, capitán de Argentina, y el árbitro Jean Langenus, de Bélgica. / Foto: CORTESÍA FIFA

5 Jun, 2018 | Un uruguayo hijo de lombardo y vasca, con 29 años de edad y de nombre José Nasazzi, fue el primer capitán de un seleccionado nacional en recibir el trofeo de campeón, en la Copa del Mundo Uruguay 1930, derrotando en la final esperada a sus vecinos argentinos 4-2.

"Éramos jóvenes, éramos ganadores, estábamos unidos, creíamos que éramos indestructibles", comentó en alguna ocasión el zaguero tras el gran triunfo en el estadio Centenario de Montevideo.

Nasazzi era un icono del fútbol uruguayo. Nació el 24 de mayo de 1901, había ganado dos títulos olímpicos en 1924 en París, Francia, y 1928 en Ámsterdam, Holanda.

Se dice que previo a su primer partido en las Olimpiadas de 1924 ante Yugoslavia, el combinado balcánico fue a observar una práctica de los rioplatenses. Los uruguayos, al percatarse de la situación, se pusieron de acuerdo para jugar torpemente con el balón.

Algún yugoslavo dijo: "Pobres chicos, tan largo viaje que hicieron" y se marcharon presumiendo un triunfo. El resultado: Uruguay les estampó un 7-0 y les demostró que en Suramérica también se jugaba balompié. Nasazzi era el emblema de ese conjunto, cuenta Eduardo Galeano en su libro "El fútbol a sol y sombra".

Fue campeón del Suramericano (antepasado de la Copa América actual) en 1923, 1924, 1926 y 1935. A nivel de clubes, militó en el club Lito y en el Roland Moor, para luego pasar al equipo de sus amores: el Bella Vista, entre 1922 y 1932, donde se tituló campeón en su primer año. Tuvo una pasantía a préstamo con Nacional de Montevideo en 1925 para realizar una gira por Europa.

Para 1933 volvió a vestir la camiseta de Nacional con títulos tanto esa temporada como la de 1934, para retirarse tres años más tarde. De la selección charrúa se había despedido un año antes de forma invicta.

Retirado de la actividad balompédica fue asesor técnico de la selección, comentarista deportivo y gerente de un casino de Montevideo. Falleció el 17 de junio de 1968.

En su sepelio se dijo: "Fue Nasazzi un señor; un mariscal; alguien que, en todos los órdenes de la vida, destacó su señorío, su presencia y supo imponerla en todas las etapas. Su fe y su firmeza fueron un símbolo en el que se sentaron sus compañeros para procurar los triunfos, y significaron una garantía para ellos mismos por su responsabilidad y decisión".

Nada más que decir de un hombre que fue la estampa de la garra charrúa ganadora de la primera Copa del Mundo y un símbolo per secula en el balompié celeste.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES