Porlamar
17 de diciembre de 2018





EL TIEMPO EN MARGARITA 24°C






La madre Naturaleza
Cuando reconocemos la belleza, la increíble quietud y dignidad en que ese árbol, esa flor, existen, estamos añadiendo algo a esa flor, a ese árbol.
Julio Machillanda | julionuevaera@hotmail.com

13 May, 2018 | Siempre nos olvidamos de la madre Naturaleza, y sin ella no podríamos vivir, y hoy Día de la Madre quiero recordarla.

Necesitamos que la naturaleza nos alimente, pero sobre todo necesitamos que la naturaleza nos ayude a reconectarnos con nuestro Ser, con nuestra esencia. Nos hemos identificado tanto con lo material, con la personalidad, que ahora mismo lo más difícil es ser natural. Pero nosotros no somos los únicos necesitados, la naturaleza también nos necesita.

No estamos separados de la naturaleza. Todos somos parte de una sola vida que se manifiesta en incontables formas en todo el universo, estas formas están todas interconectadas completamente.

Cuando reconocemos la belleza, la increíble quietud y dignidad en que ese árbol, esa flor, existen, estamos añadiendo algo a esa flor, a ese árbol.

A través de tu reconocimiento la naturaleza llega a reconocerse a sí misma. ¡Alcanza a reconocer su propia belleza a través de ti!

Solo mediante nuestra paz interior podemos tener acceso a la quietud en la que viven las rocas, entonces las rocas no serán para ti algo duro sin vida, sino que se pueden constituir en un sagrario, en una comunión; eso lo sentí en mi santuario ubicado en las rocas de La Caracola.

Solo cuando nuestra mente escandalosa se queda en silencio, podemos conectar con la naturaleza y superar la separación creada por el exceso de pensamientos.

La naturaleza puede llevarnos a la quietud. Lo experimento cada mañana al abrazar el árbol, al abrazar a la tierra que se encuentra en el sitio donde camino, pero también la brisa que me acaricia me da paz; todos esos son regalos para nosotros. Cuando percibimos a la naturaleza y nos unimos a ella en un campo de quietud, este campo se llena de consciencia, estás comulgando con ella.

A través de nosotros la naturaleza toma consciencia de sí misma. Es como si la naturaleza nos hubiese estado esperando durante millones de años.

Mañana, acuérdate de la madre Naturaleza.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES