Porlamar
15 de noviembre de 2018





EL TIEMPO EN MARGARITA 26°C






Califican de lamentables las declaraciones del presidente
Presidente de Fedecámaras, Jesús Irausquín rechazó los señalamientos que buscan intimidar al sector. Mientras que Teodoro Bellorín, presidente de la Cámara de Comercio afirmó que el modelo económico fracasó.
Mario Guillén Montero

Archivo

Irausquín señaló que el ultimátum no se le dio a los distribuídores sino al pueblo venezolano. /Foto: ARCHIVO

19 Ene, 2015 | Luego de una gira internacional durante los primero días del año el presidente Nicolás Maduro regresó al país para ofrecer detalles sobre la "ofensiva" que ejecutará para fortalecer la economía venezolana. Aunque por los momentos solo dio un ultimátum a las principales empresas privadas distribuidoras y mayoristas de alimentos y productos de primera necesidad para que cumplan con los servicios económicos que deben brindar a la población.

"Le he ordenado al vicepresidente ejecutivo, al vicepresidente de Economía y al vicepresidente de Seguridad Alimentaria que citen a todos los mayoristas y distribuidores del país, uno por uno, y le hagamos firmar un ultimátum de respeto al pueblo de Venezuela y a las leyes de Venezuela, si no actuaré con todo el peso de la ley y de la Constitución", refirió el presidente Nicolás Maduro durante cadena nacional.

Reacción

Jesús Irausquín, presidente regional de Fedecámaras calificó las declaraciones del presidente Nicolás Maduro de lamentables, a su juicio el pueblo esperaba que rectificara, luego de que el primer mandatario se ausentará del país por casi dos semanas.

"Todos esperábamos que rectificara. Este modelo económico viene echando agua hace tiempo".

A su juicio, el abastecimiento no es un problema que produce el distribuidor, sino del estado que ha generado trabas para la entrega de divisas.

"El ultimátum no se lo están dando a los distribuidores, se lo dieron al pueblo que seguirá pasando penurias".

Irausquín indicó que el problema del desabastecimiento es complejo y va más allá de los distribuidores y mayoristas.

"El discurso de la Guerra económica se agotó. El Gobierno ha sido ineficiente no han producido lo que decían que producirían".

El presidente de la Cámara de Comercio insular, Teodoro Bellorín señaló que más que dar un ultimátum e intimidar al sector privado el presidente debe buscar la salida de la crisis económica.

"Debe activarse la producción ya esta bueno de seguir planteando dilemas falsos. Este sistema ha fracasado".




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES